No hay milagro: todo el mundo ya sabe que para adelgazar es necesario hacer ejercicio, llevar una buena dieta con alimentos que ayudan a perder peso saludables, siempre en pequeñas cantidades y varias veces al día. Todo este esfuerzo merece la pena y el resultado no tarda en aparecer. Pero un poco de ayuda para acelerar este proceso va bien, ¿no?

Quizás usted es uno de los muchos que se sienten frustrados porque ha seguido innumerables dietas, ha pasado hambre y aún no puede perder el peso deseado. No se desanime: echemos un vistazo a 5 alimentos que pueden impulsar su dieta y ayudarlo a perder peso más rápido.

Es importante recordar que estos alimentos solo funcionan si se combinan con una dieta equilibrada y ejercicio. Qué alimentos te hacen perder peso:

  1. Aceite de coco

Es un excelente aliado para quienes quieren adelgazar. El aceite de coco tiene un efecto termogénico, lo que potencia su papel en la reducción de peso. Consume más calorías para metabolizar que las calorías que aporta. El aceite de coco aumenta el HDL (colesterol bueno) y tiene un efecto antioxidante que combate el envejecimiento. La cantidad recomendada es una cucharada de aceite de coco al día. Obtenga más información sobre el aceite de coco.

  1. Chia

También ayuda a perder peso al contener un alto contenido de fibra. Las fibras tienen la capacidad de promover la saciedad, porque en contacto con el líquido del interior del estómago forman una especie de gel que dilata el estómago.

El exceso de grasa acumulada es el resultado de un proceso inflamatorio en el cuerpo, que deja de enviar mensajes de saciedad al cerebro. Con eso, pierde el control sobre el hambre, hasta el punto de no sentirse nunca satisfecho al comer. El omega 3 presente en el grano combate esta inflamación, ayudando al organismo a recuperar el control del apetito. La fibra regula el tránsito intestinal y limpia el organismo a través de las heces. La cantidad recomendada es una cucharada de postre al día. Aprenda más sobre la chía.

  1. Frijoles blancos

La faseolamina es un componente extraído de las judías blancas, que previene la acción de la amilasa, una enzima que metaboliza los carbohidratos. Por tanto, con el consumo de faseolamina, hay un 18% de inhibición de los carbohidratos consumidos. La faseolamina reduce los niveles de azúcar en sangre, lo que también ayuda a controlar el apetito. Como consecuencia, hay una disminución de los depósitos de grasa ubicados en la región abdominal. También es útil para controlar la glucosa en sangre (concentración de glucosa en sangre).

  1. Té verde

El té verde acelera el metabolismo, facilitando la quema de grasa corporal. Sus compuestos fortalecen las arterias, disminuyen los niveles de colesterol malo y bloquean la acumulación de grasa en las paredes de los vasos sanguíneos. Debido a que el té verde se considera un alimento con poderes antiinflamatorios, equilibra el organismo y lo mantiene alejado de la inflamación, reduciendo la posibilidad de acumulación de grasa. Obtenga más información sobre el té verde.

  1. Manzana

La manzana es rica en pectina, una sustancia que ayuda a controlar el colesterol, como si raspara la grasa del cuerpo. Las fibras y la pectina que se encuentran en las manzanas son mágicas para acelerar el proceso de pérdida de peso.

Las fibras de la fruta llenan el estómago y dan sensación de saciedad. Así, se pierde el hambre y se tarda más en volver a comer. La pectina contribuye a una digestión más lenta, lo que mantiene a raya el hambre durante más de cuatro horas. Además, reduce la absorción de azúcar, lo que disminuye la cantidad de grasa que el organismo puede almacenar. Obtenga más información sobre la manzana.

¿Ya incluyes alguno de estos alimentos en tu día a día?