Los condimentos y las especias son de fundamental importancia en la gastronomía: además de potenciar el sabor y aroma de los alimentos, algunos de ellos son verdaderos remedios naturales que solo son buenos para la salud. Echa un vistazo a estas 5 “super especias” que no deben faltar en tu día a día.

  1. Pimienta de Cayena

La pimienta de cayena contiene sustancias como la capsaicina y la piperina. El condimento es muy rico en vitaminas A, E y C, ácido fólico, zinc y potasio. Por lo tanto, tiene fuertes propiedades antioxidantes y antiinflamatorias y protectoras del ADN celular. También contiene bioflavonoides, pigmentos vegetales que previenen el cáncer. La pimienta también acelera el metabolismo, lo que ayuda a acelerar la quema de grasa y mejora la circulación, para ayudar a eliminar las toxinas del cuerpo.

  1. Cúrcuma (Azafrán)

Las propiedades de la cúrcuma son su acción antioxidante, antibacteriana, digestiva y antiinflamatoria. La cúrcuma se utiliza para tratar problemas digestivos, falta de apetito, indigestión o acidez gástrica, problemas de hígado y vesícula biliar, artritis, reumatismo, eccema, asma y psoriasis. Además, la cúrcuma se puede utilizar para reducir los niveles de colesterol en sangre, inhibir la formación de coágulos y aliviar los síntomas de la tensión premenstrual.

  1. Orégano

El orégano tiene propiedades que estimulan la producción de la enzima del cuerpo que se encarga de digerir los carbohidratos. Además, actúa como antioxidante, antiinflamatorio, antibacteriano, diurético suave y tónico digestivo. Además de usarlo como condimento, también puedes disfrutarlo haciendo un té de orégano.

  1. Tomillo

El tomillo se considera un antibiótico natural. El tomillo también ayuda con la digestión, la relajación muscular, calmando el sistema nervioso e incluso contribuyendo con beneficios para casos de estrés y depresión. Es antioxidante, antiséptico y diurético. Para la piel ayuda a eliminar el acné y aclara las imperfecciones. Todavía tiene el poder de fortalecer el cabello.

  1. Jengibre

El jengibre tiene una sustancia llamada gingerol, que tiene propiedades antioxidantes y antiinflamatorias que protegen al cuerpo de bacterias y hongos. El gingerol es responsable del sabor picante del jengibre. El jengibre ayuda a aumentar la saciedad, mejorar la digestión, eliminar toxinas del organismo y, además, actúa como termogénico. Esto significa que tiene propiedades que aumentan el funcionamiento del metabolismo, ayudando a quemar grasas. Aprenda todo sobre el jengibre.

Nota: Recuerde que, quizás más importante que encontrar “súper alimentos” (o, en este caso, “súper especias”) es variar siempre su dieta. Por ello, usa y abusa también de especias más tradicionales como el perejil y el cebollino, la cebolla y el ajo u otras de tu elección.

Entonces, ¿a qué esperas para agregar estas especias a tu dieta? Además de ayudar a perder peso, ¡esta es la forma más fácil de hacer que los alimentos sean mucho más sabrosos y saludables!