Si tiene pérdida de cabello, es necesario, antes de someterse a cualquier tratamiento, no solo los tratamientos naturales para la caída del cabello, averiguar la causa de la pérdida. Esto es fundamental para saber si el tratamiento traerá buenos resultados. Hay muchas razones por las que se puede provocar la caída de cabello: genética, mala alimentación, algún tratamiento de enfermedades, estrés, uso excesivo de químicos, niveles bajos de ferritina, anemia, depresión y dejar de usar anticonceptivos son solo algunos ejemplos. Según la causa, la caída solo se resuelve atacando directamente su motivo real.

También es importante tener en cuenta que los tratamientos naturales siempre son de apoyo. También es inútil pensar que lo usarás una vez y solucionará tu problema: los resultados de un tratamiento domiciliario no son inmediatos y se deben seguir durante al menos 3 meses para que se puedan evaluar los beneficios. De hecho, estos tratamientos son más eficaces para prevenir las caídas que para el tratamiento.

1. Aceite esencial de romero y menta para la caída del cabello

Son los mejores aceites para la caída del cabello. Activa la circulación en el cuero cabelludo, mejorando el crecimiento y nutriendo el cuero cabelludo, evitando así la caída del cabello.

Separar una cucharada de aceite vegetal y añadir 3 gotas de cada aceite, mezclar bien y frotar sobre el cuero cabelludo masajeando bien. Dejar actuar 1 hora y lavar el cabello normalmente. Obtenga más información sobre los aceites esenciales para el cabello.

2. Aceite de coco

El aceite de coco fortalece y nutre el cuero cabelludo, evitando la caída del cabello. Además de ayudar a hidratar el cabello, el aceite de coco también acelera el crecimiento lento. Hace que las hebras estén más alineadas y sin frizz.

Reserve una cantidad para aplicar en el cuero cabelludo (aproximadamente dos cucharadas). Con el cabello seco, aplique aceite de coco por todo el cuero cabelludo. Masajear ligeramente hasta que se absorba el aceite. Puede pasar un poco en el largo y en las puntas. Ponte una gorra para ayudar a calentar el aceite en tu cabeza. Deja actuar 4 horas y luego lava tu cabello normalmente. Obtenga más información sobre el aceite de coco para el cabello.

3. Aloe Vera para la caída del cabello

El aloe actúa limpiando los folículos pilosos. Es decir, expulsa la grasa contenida en el cuero cabelludo, que puede dificultar el crecimiento del cabello. El aloe vera sigue siendo capaz de regenerar y nutrir las hebras, restaurando el cabello. Deja el cabello más hermoso, suave, brillante, fortalece e incluso previene la caída del cabello.

Separa un trozo de gel de aloe vera y mézclalo en la batidora o licuadora para mejorar su uso. Aplicar el gel en el cuero cabelludo, limpiar y masajear. El resto se mezcla con un poco de mascarilla y se pasa de largo a puntas. Deja actuar 30 minutos. Enjuaga bien tu cabello y luego aplica el acondicionador. Obtenga más información sobre el aloe vera para el cabello.

4. Huevo para fortalecer los pelos

El huevo es un gran aliado para prevenir y mejorar la caída del cabello. El huevo está compuesto por: ácidos grasos saturados, ácidos grasos insaturados, 20 aminoácidos, 14 minerales, 12 vitaminas y carotenoides que nutren el cuero cabelludo. La yema es rica en biotina, grasas y proteínas, y es naturalmente hidratante. La clara de huevo contiene enzimas de bacterias que eliminan la grasa no deseada y limpian el cabello.

Separe un huevo entero en un bol. Agrega una cucharada de aceite de coco y mezcla bien. Agregue 5 gotas de ylang ylang o aceite esencial de árbol de té. Mezclar y frotar en el cuero cabelludo masajeando bien. También se puede aplicar en puntas secas. Dejar actuar 20 minutos y lavar el cabello normalmente.

5. Vinagre de sidra de manzana y aceite esencial de salvia

El vinagre de sidra de manzana es rico en aminoácidos, vitaminas y minerales, además de ácidos orgánicos ((málico, cítrico, láctico, oxálico) El vinagre de sidra de manzana ayuda a sellar las cutículas, mejorando el encrespamiento, regula el pH del cuero cabelludo ayuda a mejorar caspa y combate la caída del cabello.

Separe 300 ml de agua filtrada, agregue 2 cucharadas de vinagre de sidra de manzana orgánico y 2 gotas de aceite esencial de salvia. Mezclar y, después de lavarse el cabello con champú y acondicionador, rociar todo el cabello. Masajear durante unos minutos y realizar un último enjuague. Obtenga más información sobre el vinagre de sidra de manzana para el cabello.

6. Té verde

El té verde ayuda a mejorar el estado del cuero cabelludo, regulando la grasa. El té verde también puede ayudar con el crecimiento del cabello. Esto se debe a que la bebida es rica en antioxidantes, que combaten los radicales libres dañinos y estimulan el desarrollo del cabello. También se encontró que las propiedades del té actúan en el crecimiento y elongación del folículo piloso, además de prevenir la proliferación de problemas en el cuero cabelludo, como la caspa.

Prepara 100 ml de té verde fuerte. Si lo desea, puede agregar media cucharada de café a juego. Pon la mezcla en un atomizador y aplícala por todo el cuero cabelludo. Masaje. Dejar actuar 10 minutos y luego lavar el cabello normalmente.

7. Arcilla para el cabello

La arcilla ayuda a eliminar impurezas y toxinas del cuero cabelludo, dejándolos limpios y sueltos, aumentando la velocidad de crecimiento.

Actúa como agente desintoxicante del cuero cabelludo. Por sus propiedades antisépticas y antiinflamatorias, mejora la caspa previniendo la caída del cabello. También contiene minerales que ayudan a nutrir el cuero cabelludo.

Separe 2 cucharadas de arcilla (blanca, verde, roja o negra) y agregue 3 cucharadas de agua filtrada. Mezclar bien. Aplicar sobre el cuero cabelludo con cabello seco. Dejar actuar 20 minutos y luego lavar el cabello normalmente. Descubra más sobre la arcilla para el cuidado de la piel y el cabello.

8. Fenogreco

El fenogreco contiene proteínas y ácidos nicotínicos que estimulan el crecimiento del cabello. Mejora la excesiva grasa del cuero cabelludo y combate la caspa, por lo que previene la caída del cabello. El heno negro contiene estrógenos y otras sustancias similares a la hormona sexual femenina, que ayudan a reconstruir los folículos pilosos.

Coloque las semillas en un vaso de agua y déjelas toda la noche. A la mañana siguiente, amásalas hasta formar una pasta. Aplicar esta pasta en el cuero cabelludo. Cubrir con una tapa y dejar reposar durante 40 minutos. Luego, toma tu cabello como de costumbre. Otra forma de usarlo es agregando el polvo de fenogreco en un aceite vegetal de su elección, mezclando y pasándolo por el cuero cabelludo.

Qué hacer para prevenir la caída del cabello

Por último, además de estas recetas naturales, siempre es importante estar pendiente de qué hacer para prevenir la caída, ya que es la mejor forma de no tener que lidiar con el problema.

  • Consuma alimentos con (o complemente) vitaminas A, B, C, D y E, proteínas y hierro.
  • Incluya semillas de lino, nueces, aguacate y aceite de coco para obtener ácidos grasos, esenciales para la salud natural del cabello.
  • Suplemento con biotina, silicio y zinc que ayudan con el crecimiento del cabello y mantienen sano el cuero cabelludo.
  • Evite usar agua caliente para lavarse el cabello.
  • Evite los champús agresivos, prefiriendo los más suaves, como los champús sin sulfato.
  • Masajear el cuero cabelludo después de lavarse el cabello también aumenta la circulación sanguínea y previene la caída del cabello.
  • Mantén tu cuero cabelludo limpio. Realiza una exfoliación para no acumular residuos, ya que estos obstruyen los folículos y provocan la caída del cabello.
  • Evite el uso excesivo de secador de pelo y plancha.
  • Evite el exceso de productos químicos. Los productos químicos debilitan la raíz del cabello y hacen que pierda fuerza y brillo.
  • Mantenga su nivel de ferritina por encima de 50.

Y usted, ¿ha tenido algún tratamiento casero para las caídas? ¿Funcionó?