El Estrés posparto es muy común, ya que la vida de la nueva mamá cambia por completo. Ahora, su principal preocupación es cuidar a su bebé y protegerlo. Después del parto, es normal sentirse estresada, ya que hubo un cambio importante en su vida con la llegada del bebé. Las 24 horas del día están dedicadas al cuidado y protección de los pequeños y, por tanto, puede aparecer el estrés posparto. Sin embargo, disminuirá a medida que controlemos la situación y conozcamos mejor a nuestro hijo.

En este artículo presentaremos algunos consejos para combatir este estrés para que podamos sentirnos mejor durante este proceso. ¿Quieres saber qué puedes hacer para combatir el estrés posparto? Así que sigue leyendo.

Estrés posparto: ¿que hacer?

Cuando nos convertimos en madres y padres por primera vez, muchas frases nos vienen a la mente, nos quedamos perdidos, sin saber si actuaremos correctamente o no … Algunas frases que pueden cruzarse por tu mente son:

  • «Estoy muy abrumado (o abrumado)».
  • «No sé si voy a saber cómo hacer esto».
  • «Necesito poder descansar más de dos horas».
  • «Solo pienso en el bebé y que está bien».

No se preocupe. Todos estos tipos de pensamientos son normales durante el período que estás atravesando, así que no te sientas mal por pensar en estas cosas.

La falta de sueño por estar atento al bebé, la idea de no saber si estamos cuidando bien a nuestro hijo o no, etc., son cosas que producen cambios de humor y nos hacen más irritados y agotados tanto física como mentalmente.

Consejos para combatir el estrés posparto

Si acaba de dar a luz y estos síntomas le parecen familiares, es posible que esté sufriendo estrés posparto. Entonces, a continuación, daremos algunos consejos para mejorar estos síntomas.

Duerme cuando duerme el bebé

No espere a que llegue el momento adecuado. Disfruta cada momento en que tu bebé descansa para hacer lo mismo. Y, en algunos momentos, aprovecha que el padre está presente para turnarse: mientras descansas, él está atento al bebé, y viceversa.

Comunicarse con su pareja

Es importante que hables y seas honesto sobre cómo te sientes, cómo estás pasando el momento y tus sentimientos hacia el bebé, porque seguro que tu pareja sentirá cosas muy similares a ti, y es importante que tengas estos momentos de intimidad para combatir el estrés posparto. ¡Asegúrate de hacer eso!

Alimentación saludable

Es muy importante que no descuides tu dieta. El parto, la lactancia, el cuidado del bebé … Todo ello supone un gran esfuerzo para que el organismo recupere su condición física. Por lo tanto, una alimentación saludable proporcionará suficiente energía para que la recuperación física sea más rápida. Recuerde que no es interesante saltarse ninguna de las cinco comidas que debería tomar.

Evite la ansiedad para combatir el estrés posparto

A veces el bebé no quiere comer, dormir o empieza a llorar sin motivo. Esto no significa que le ocurra algo. Es simplemente un bebé y, a veces, no hace las cosas cuando debería.

Acepta la ayuda ofrecida

No tienes que hacer todo tú mismo. Delega a otra persona ciertas tareas que te ayuden a estar un poco menos estresado. Si su familia, amigos o pareja quieren ayudarlo, no rechace esa ayuda. Tienes que pensar en ti misma para combatir el estrés posparto. Si intentas encargarte de todo, solo empeorará la situación.

No dejes tu vida a un lado para combatir el estrés posparto

Disfruta de unos momentos dejando al bebé al cuidado de un familiar o padre y sal de compras o toma un café con un amigo. También es importante que tengas pequeños momentos para ti. Es fundamental desconectar, aunque sea por poco tiempo, ya que esto te ayudará a relajarte.

Cuida tu estado de ánimo

El bebé es sensible a su estado de ánimo. Si te sientes tenso o nervioso, el pequeño también se sentirá así. Así que trate de evitar que su hijo sienta el estrés que usted siente. Intenta relajarte para que el pequeño te vea tranquilo, así él también estará tranquilo.

Organizar visitas

Al recibir visitas, no debes sentirte estresado, todo lo contrario. Para combatir este problema, intente organizar visitas. ¿Me gusta?

Si está visitando a un familiar, tenga en cuenta cuánto tiempo planea quedarse en su casa para que no sea agotador para usted y su bebé.

Si va a recibir una visita, haga los arreglos necesarios para que sea el día más conveniente para usted. Trate siempre de realizar visitas en grupos reducidos para que no haya mucha gente. Otra cosa que puede hacer es advertir a los visitantes que usted y su bebé necesitan descansar y, por lo tanto, no podrán quedarse por mucho tiempo.

Sobre el estrés posparto

Si, a pesar de aplicar estos consejos para combatir el estrés posparto, no ves una mejoría, es fundamental consultar al médico para ver si este estrés puede tener una fuente externa. Por ejemplo, la falta de alguna vitamina o cualquier otra cosa.

Sin embargo, esperamos que estos consejos te sean de utilidad y puedas reducir esta situación de estrés. ¡Puedes enfrentarte a todo!